Resultado de imagen de enfants jardinage

Jardinería con niños

Hoy os traemos una actividad que a todos nos gustó cuando eramos pequeños y es que, creo que pocos de nosotros, no tuvo en casa su vasito con algodón y un puñado de lentejas…

Cultivar plantas con tu hijo puede ser muy divertido, pero además le estarás trasmitiendo la importancia de los ciclos de la vida y fomentar su amor por la naturaleza; A los niños les encanta y les resulta muy emocionante, cuando la planta que hemos cultivado empieza a descubrir sus primeros brotes.

Un niño que vive en la ciudad apenas concibe los cambios en las plantas y flores, por eso, la mejor forma de que experimenten esta sensación, es haciendo un mini huerto  en casa o en su defecto, haciéndoles responsables de su propia planta.

Desde el principio, esta actividad la realizaremos en familia, para compartir con tu pequeño un momento genial!!!

Comenzamos comprando los materiales necesarios: Una maceta donde plantar las semillas, tierra para plantas, las semillas elegidas y un vaporizador de agua.

Es la hora de sembrar nuestras semillas. Les explicamos que llenen la maceta con tierra, a mitad de maceta esparcimos unas cuentas semillas (tened en cuenta que con 5 o 6 semillas será suficiente) y cubrimos las semillas con otra capa de tierra.

Como al principio las semillas son más delicadas, en vez de regar la tierra, les echaremos agua con un pulverizador y repetiremos esta acción durante unas 3 veces al día, con cuidado de no echar mucha agua para no ahogar las raíces. Cuando la planta haya brotado podremos regar con cuidado con una regadera.

Os dejamos unos ejemplos de semillas, sólo tenéis que elegir la que más os guste!

  • Semillas de tomate
  • Semillas de girasol
  • Semillas de caléndula
  • Semillas de tomates cherry
  • Semillas de fresas

Y si no quieres tener una gran planta, siempre podéis plantar lentejas!

LA JARDINERÍA CON NIÑOS ES MUY DIVERTIDA!

Commentarios

commentarios